Como hemos repetido en reiteradas ocasiones, emprender es un reto para cualquier persona. Sin embargo, a veces suelen observarse muchos obstáculos en torno a este camino, que si analizamos a profundidad, no existen. Es precisamente así como nacen los mitos del emprendimiento, que a partir de hoy quedarán en el pasado.

¿De dónde nacen los mitos del emprendimiento?

Básicamente un mito del emprendimiento surge de todos esos miedos y preguntas que una persona se plantea a sí mismo cuando tiene la iniciativa o al menos la idea de emprender. O peor aún, es un cuento que otro nos ha echado quizás de una mala experiencia, que limita nuestra capacidad de arriesgarnos cuando de emprendimiento se trata.

Pero por allí dicen que no hay mal que dure mil años y este es el momento justo y preciso para contar la verdad acerca de muchos mitos del emprendimiento que durante años se han generado, pero que son solo eso, un mito que carece de verdad.

Estos son algunos de los mitos del emprendimiento más comunes

1. Es obligado emprender en algo que te apasione

Si bien es cierto que las cosas con amor y pasión salen mucho mejor, en el tema del emprendimiento no es una verdad absoluta, debido a que no tiene que gustarte la actividad o la idea que vayas a poner en práctica en tu negocio, pero lo que sí necesitarás será mucha dedicación y pasión al hacer lo que corresponde, así no sea afín a tus gustos. ¿Un ejemplo de esto? Puede que se te haya ocurrido una idea brillante en el área de la medicina y sin ningún problema puedes ser un ingeniero, comunicador social o cualquier otra carrera que no tenga afinidad con la medicina, pues sólo se necesita talento y una buena guía para poner en práctica el negocio que tienes en mente.

2. El emprendimiento es cosa de hombres

Aunque parezca difícil de creer, en este siglo 21 aún hay quienes consideran que el emprendimiento es una actividad que se lleva mucho mejor con hombres que con mujeres y esto es completamente falso. Para ser emprendedor hoy día sólo hace falta una buena idea y el sexo no es un tema relevante. Tanto los hombres como las mujeres tienen sus fortalezas y sus debilidades en el área de los negocios y esto no determinará el éxito o el fracaso del proyecto.

3. Debes tener dinero para ser emprendedor

Este es otro mito que carece completamente de verdad. En el mercado pueden verse negocios que comenzaron con mucho dinero y alcanzaron poco éxito, así como negocios que comenzaron de la nada desde un punto de vista monetario, pero que han alcanzado la cima. Tiene mucho mayor peso la creatividad, la innovación, el talento e incluso la estrategia que el dinero. ¿La razón? Hoy día existen otras alternativas como las alianzas estratégicas, la financiación grupal y en general muchas opciones para contrarrestar la falta de capital a la hora de emprender un negocio.

4. Emprender es sólo para jóvenes

Para comenzar una empresa hace falta mucha energía y tiempo para dedicarle al trabajo. Sin embargo, esto no es sinónimo de juventud, contrario a lo que muchas personas consideran. Sobran los ejemplos de emprendedores de edades avanzadas que han cumplido su sueño de alcanzar el éxito con el negocio que emprenden, así que nunca es tarde para comenzar. Que no te confundan estos mitos.

Los mitos del emprendimiento son muchos, sin embargo, no dejes que esto corte tu iniciativa si tienes una buena idea de negocio, ya que en ella puedes encontrar el éxito si te lo propones. En Bgcreativos nacimos de un emprendimiento, y luego de 11 años en el mercado audiovisual y de páginas web, podemos decirte, sí se puede. Sólo hace falta creatividad y mucha voluntad.

Pin It on Pinterest

Share This